10 claves para potenciar tu marca personal (la conferencia de David Castejón y el caso Luis Miguel)

(Por Luciano Aimar) Bajo la modalidad de “Taller de Branding Personal”, el consultor David Castejón expuso en el Orfeo Suites Hotel Alto Verde las claves necesarias para fortalecer una imagen propia, lograr posicionamiento y así llegar a monetizar mejor. En nota completa, te contamos los 10 pasos para lograrlo y repasamos un caso de éxito mundial.

Image description
Image description

David Castejón plantea como objetivo de su taller lograr una diferenciación (ser distintos y sobresalir dentro de un mercado saturado) y a través de la construcción de una buena marca, llegar a monetizar. Para ello, traza una ruta de 10 pasos para desarrollar la arquitectura de una marca:

1 - Tener un tema de conversación

La marca debe tener un sentido, algo para aportarle a los seguidores/clientes. Una de las maneras de lograrlo es ser especialista en algo, ser conocedor de un tema. Además, el rubro de la marca debería ser monetizable en el futuro.

2 - Prohibido vender en el comienzo de la construcción de la marca

Antes que dedicarse a vender y comercializar, a la marca que se está iniciando hay que brindarle valor y contenido. 

¿Cómo se hace? La marca debe brindar primero tips, consejos, información avanzada, importante y relevante que le dé confianza al cliente.

Un ejemplo claro de esto son las cuentas de comida en redes sociales, que primero brindan muchas recetas y de manera rápida, para luego ofrecer cursos y libros.

3 - Unificar fotos en todas las redes sociales

Uno de los errores más comunes en este proceso, es tener distintas fotos en las redes sociales, lo que genera que la gente no crea que todas las cuentas son de una misma marca. Unificar las imágenes hace que la marca sea fácil de reconocer y además forma parte de la creación de una imagen.

4 - Tener una identidad

Es clave y vital tener una marca pero con un sello. No se trata solo de tener un logo propio con colores y una forma. Se debe lograr un espíritu que identifique a la marca, que muestre hacia dónde se quiere ir, para luego sí, decantar en un logo.

5 - Segmentar 

Es muy importante entender que una marca no puede hablarle y estar dirigida a todo el mundo. Se debe definir el público al que apuntamos y saber a quién venderle cada producto o servicio. También hay que identificar quiénes son “no clientes” para no saturar al público. Se trata más que nada de aprender a detectar quiénes están del otro lado. 

Una de las maneras más fáciles de detectar a un público determinado es mediante los # (hashtags), allí se encuentran los usuarios que están interesados en ciertos temas puntuales, y también se descubren potenciales destinatarios.

6 - Redes Sociales

Las redes sociales son el camino para toda marca que quiera vender pero hay que saber cómo y cada cuánto publicar en ellas. 

Qué contenido subir a las redes:

  • 50% de contenido de valor (mostrar lo que hago, consejos, tips, datos, etc.)
  • 20% de oferta (luego de dar valor al público, se procede a vender con calma sin aturdir)
  • 20% educativo (una parte educativa y de valor, mezclada con productos. Recomiendo utilizar un producto por alguna causa y luego muestro que tengo el producto a disposición)
  • 10% lúdico (jugar con el cliente, mostrar cosas interesantes e ingeniosas que diviertan)

7 - Relaciones humanas

Si bien todo pasa por las redes sociales y los seguidores virtuales, los protagonistas de las marcas personales no tienen que olvidarse de tener contacto con otras personas. En las redes sociales no puede faltar la interacción con otras personas para mostrar el lado humano de la marca.

8 - Respuestas rápidas y personalizadas

Toda marca que ofrece un servicio o producto va a tener mensajes de usuarios consultando por diversos motivos. La respuesta que se brinde tiene que ser rápida y personalizada.

Los clientes deben sentir un trato de manera humana, ya que todos detestamos las respuestas de los boots.

Además de brindar soluciones personalizadas, es importante asesorar y vender cuando el cliente necesita y no cuando uno pueda, es decir, que hay que ponerse al servicio.

9 - Convivir con los “haters”

¿Quiénes son los haters? Son las personas que critican y cuestionan todo el contenido que una marca sube. Esto se da cuando la marca madura y se hace conocida.

En primer lugar hay que medir la crítica del comentario. Si tienen respeto, los utilizamos como gente que nos dice cómo mejorar y luego para manejar la situación se les responde adecuadamente y con respeto. 

10 - La era multimedial

Actualmente el público le pide a una marca que muestre y cuente todo en video, y en menos de 1 minuto. Por ello, una marca tiene que desarrollar la habilidad de comunicar brevemente y de manera atractiva, ya que las personas decidimos en los primeros 4 segundos si seguimos viendo el contenido o lo dejamos.

11 - Única imagen (bonus track)

Es trascendental, en caso de marcas personales, si se tiene buena reputación digital, tener una vida personal similar. 

La figura de la marca debe mantener una conducta y una imagen para no derrumbar los 10 pasos anteriores en pocos segundos.

El caso Luis Miguel

Para destacar un caso de éxito mundial en una marca personal, David Castejón expuso el trabajo hecho con el cantante Luis Miguel

La marca LM en 2015 estaba prácticamente desaparecida y revivió en menos de 3 años, volviéndose a ubicar en los primeros planos mundiales, y en nuevas plataformas como Spotify y Netflix. Todo esto, sin grabar ni una sola nueva canción.

La marca se reinventó de tal manera que Luis Miguel tiene shows programados para los próximos 3 años de manera segura.

Dejá tu Comentario: (máximo 1000 caracteres)

Comentarios: