Inversión en empresas extranjeras a través del mercado local

(Por Julio Roque Calcagnino– Analista TSA Bursátil) Dados los niveles de volatilidad que se espera en los precios y rendimientos de bonos y acciones argentinas, se hace necesaria una selección más cuidadosa de nuestras inversiones. Como consecuencia de esto, es necesario considerar todas las alternativas que nos ofrece el mercado de manera de lograr la relación riesgo-rendimiento que nos coloque en la posición más cómoda.

Image description

El 2019 probablemente no es el año que deseaban los principales jugadores del mercado financiero global: se esperaba un año calmo en el frente monetario mediante una política más laxa de la Reserva Federal de Estados Unidos, una resolución pacífica del conflicto comercial entre Trump y China y un Brexit ordenado.

Con respecto a la situación en el Reino Unido, parece ser que el candidato natural para suceder a Theresa May es el conservador euroescéptico Boris Johnson. Su postura es que el Reino Unido abandonará la Unión Europea el 31 de octubre con acuerdo o sin acuerdo. En el caso de que este proceso se dirija hacia una separación hostil entre el bloque y el país -y el Parlamento se niegue a apoyar este camino- será muy probable que se adelanten las elecciones entre quien se erija como líder del Partido Conservador y el laborista Jeremy Corbyn.

Este último, si bien es partidario de un nuevo referéndum para decidir la salida del Reino Unido de la UE, en caso de ser elegido presidente buscaría llevar adelante fuertes políticas nacionalizadoras de empresas, en particular de las líneas de distribución de electricidad. Como resultado de esta dinámica, sería muy posible que dos alternativas poco amigables a los mercados se disputen el poder en Gran Bretaña, con la posibilidad que se genere un efecto contagio en otros países europeos que ven crecer a las alternativas populistas y euroescépticas.

Por otro lado, la inclusión de Huawei a la “lista negra” de comercio en Estados Unidos y la amenaza de China de racionar las exportaciones a EE.UU. de minerales clave para dispositivos electrónicos trajeron impaciencia a los mercados. A esto, se sumó la apertura de una disputa comercial con México, en el marco de las tensiones que existen entre ambos países por el tema inmigratorio.

Como consecuencia de estos procesos, el apetito por activos riesgosos en el mundo ha caído, y los inversores buscan refugio tanto en los bonos libres de riesgo del tesoro de Estados Unidos, como así también en bonos españoles.

¿Renta variable o renta fija?

En general, los activos de renta fija o bonos son considerados menos riesgosos que las acciones. Esto se da porque a la hora de comprar un instrumento de renta fija, el inversor conoce los flujos de fondos que va a recibir y la rentabilidad que va a obtener. En el caso de las acciones, puesto que el valor de las mismas depende la capacidad de la emisora de generar flujos de fondos que se traduzcan en dividendos para el inversor, los precios a los cuales se compran y venden están influidos por las expectativas que el mercado tiene sobre estos flujos, y al ser estas cambiantes no puede conocerse con exactitud el precio futuro que tendrá una acción.

Es así que, si el contexto económico y político en el mundo no es favorable a que las acciones generen flujos de caja positivos y crecientes en el tiempo, los inversores preferirán los activos de renta fija. Sin embargo, muchas veces en el marco de contextos macroeconómicos globales negativos, pueden encontrarse acciones que se encuentran subvaluadas por el mercado, pero con su capacidad de generación de dinero intacta.

Asimismo, puesto que los países emergentes suelen amplificar los movimientos tanto negativos como positivos de los mercados internacionales, las acciones de empresas de países desarrollados muchas veces suelen ser menos volátiles en contextos cambiantes.

Opciones sin riesgo argentino

En el caso de empresas que cotizan en la Argentina, los precios de sus acciones están determinados por las lecturas que el mercado hace del escenario político y económico futuro y cómo este impacta la capacidad de hacer negocios de la emisora. Sin embargo, el mercado local ofrece la posibilidad de comprar acciones de otros países y evitar los riesgos locales asociados a las elecciones y la atmósfera local futura.

Esta posibilidad de comprar acciones de emisoras extranjeras se materializa a través de los llamados CEDEAR o Certificados de Depósito Argentino. Los mismos son activos que cotizan en el mercado local, y representan acciones (o su fracción correspondiente según sea la ratio de conversión) de empresas no argentinas. Su definición de Certificados, estrictamente radica en que representan el depósito de acciones de sociedades extranjeras que no tienen autorización de oferta pública en nuestro país; en consecuencia, como las acciones están depositadas en su mercado de origen, lo que se negocia acá es un certificado.

Es así, que mediante este instrumento se logra acceder a participaciones en empresas extranjeras como Apple, eBay, Google o Walt Disney Co, entre otras. Asimismo, como estas compañías suelen generar sus ingresos en dólares, la inversión en las mismas nos brinda además de un retorno, cierta cobertura contra las variaciones en el tipo de cambio, además de la tan mencionada disminución del riesgo asociado a invertir en economías emergentes. Sin embargo, dado el contexto internacional adverso, se hace necesario un correcto estudio de qué compañías son aquellas que tienen el potencial de generar un buen caudal de flujos de fondos a pesar de las posibles dificultades que imponga la coyuntura.

Paso a paso, cómo operar

Como sucede en general con todo activo financiero del mercado de capitales local, el primer paso consiste en tener abierta una cuenta comitente en una casa de bolsa. En el caso de no contar con esta cuenta, con el documento y una demostración de ingresos ya se puede abrir esta cuenta en la institución elegida por el potencial inversor. El siguiente paso consiste en dotar de fondos esta cuenta comitente para adquirir los activos deseados. Finalmente, junto con tu operador o asesor comercial designado eligen el CEDEAR en particular en donde se desea invertir y se realiza la adquisición de los mismos, de la misma manera que se haría con acciones de compañías argentinas. Luego, en el caso que se desee tomar ganancias o salirse de la inversión por no obtener la performance deseada, se notifica al operador o asesor comercial que efectúe la venta de los títulos.

Indicadores a observar en los próximos días

Dado el contexto actual es clave el seguimiento de la economía estadounidense, y más aún si se considera la inversión en compañías que operan exclusivamente en ese país. Las principales fechas a tener en cuenta en junio según Investing.com son: miércoles 5 y viernes 7. En la primera, se conocerá el cambio del empleo no agrícola en Estados Unidos, y en la segunda el número de nóminas no agrícolas. En particular, estos son unos de los datos que la reserva federal tiene en cuenta a la hora de fijar las tasas de interés de referencia.

Si bien la performance de la economía americana ha sido positiva en lo que va del año, una cifra negativa de empleo podría inducir a la FED a que baje las tasas para fomentar el consumo y la inversión en activos fijos. Asimismo, conocer este dato es vital para ver los primeros efectos de la guerra comercial entre China y Estados Unidos. Asimismo, esta rebaja podría inducir a cierta recuperación en los precios de las acciones, al aumentar su demanda a través de la reducción del costo de oportunidad de invertir en ellas.

Sin embargo, a pesar de que han aumentado las probabilidades de un recorte en los tipo de interés durante el año 2019, es poco probable que este sea llevado adelante en el corto plazo.

Dejá tu Comentario: (máximo 1000 caracteres)

Comentarios: