Viernes 24 , Noviembre de 2017

¡Bomba! Dicen que las cookies han muerto de la mano de los Mobile IDs

(Sebastian Gaviglio) ¿Viste cuando ves una oferta y luego ese producto “te sigue” mientras navegas en otras páginas, en Facebook, por todos lados? Bueno, detrás de eso hay una cookie, un pequeño paquete de datos donde se basa buena parte de todo el marketing de precisión en internet… hasta ahora.

Este análisis dice que las cookies morirán a manos de los Mobile IDs. Pasen y lean (este sitio -todavía- no usa cookies).

Image description

El imparable crecimiento de los teléfonos inteligentes tienen un gran impacto en la industria de la publicidad, destronando a la famosa ¨cookie¨, que ha dominado durante mucho tiempo la web, por supuesto en el auge de los dispositivos de escritorio.

Las cookies se diseñaron para registrar la actividad de un usuario en el navegador de las computadoras, incluyendo su log-in a sitios web. La industria publicitaria vio una tremenda oportunidad de utilizar las cookies para recopilar, almacenar y utilizar los datos de los usuarios con el fin de llegar a sus audiencias y ejecutar sus iniciativas de marketing online de una manera más eficiente.

La industria dependía en gran medida de las cookies, hasta que llegaron los teléfonos inteligentes. Con el incremento en el uso de apps donde las cookies no existen y navegadores móviles que reinician los datos de cookies cada vez que se cierran, estas se convirtieron en un método relativamente ineficiente para recopilar datos.

La identificación del dispositivo móvil (conocida como ID del dispositivo) es una gran solución. Un ID de dispositivo es un código único, casi como un número de serie, dado a los dispositivos por los fabricantes de los sistemas operativos. Podemos utilizar este identificador único para llegar al dispositivo con precisión exacta, siendo la manera más eficaz de segmentación.

Los IDs (IDFAs & GAIDs) además de rastrear las acciones publicitarias que las personas realizan en sus dispositivos móviles, como un clic o una descarga, también permiten monitorear las apps que tienen instaladas, su frecuencia de uso y la geolocalización en tiempo real para poder construir un perfil preciso del propietario del dispositivo.

No obstante, el mercado se está moviendo realmente hacia la identificación única del dispositivo para la publicidad (Mobile ID), en un mundo donde el usuario pasa el 86% del tiempo consumiendo contenidos en aplicaciones móviles.

Según Logan, la empresa que desarrolló este análisis, mediante el uso del Mobile ID de dispositivos móviles, los marketineros pueden aprovechar una mayor cantidad y calidad de los datos en el entorno mobile, en comparación con la data recolectada por cookies. Las ventajas que el Mobile ID proporciona a las marcas son:

  • Impacto más personalizado: varias personas pueden tener la misma cookie si comparten un navegador o un individuo podría tener múltiples cookies si utilizan múltiples dispositivos o navegadores. El Mobile ID, a diferencia, es personal al dispositivo móvil y no se comparte.
  • Reducción y eliminación del fraude publicitario: asegurando que las personas que están alcanzando son reales. Al vincular de forma determinista a personas con IDs de dispositivos móviles únicos, se confirma que el mensaje está dirigido a usuarios reales y verificados.
  • Mejora de viewability: como el uso del Mobile ID ayuda a garantiza que hay una persona física detrás del impacto que se envíe, se logran mayores porcentajes de visibilidad para los anuncios publicitarios.

El limitante hasta hoy, igual que con las cookies, es que el seguimiento es en un dispositivo. Desde Google afirman que están trabajando en herramientas cross-device para que a pesar de que el usuario utilice diferentes dispositivos se puede cruzar esa información y ofrecer contenidos relevantes y de mayor valor.

Comentarios:

Dejá tu Comentario: