Kenility se prepara para su desembarco en EE.UU.

Pablo Abbate / Kenility

Image description
Image description
Image description

Nació en Córdoba hace apenas dos años, pero su desempeño y proyección han hecho que en 2022 pongan un pie en Estados Unidos. Esta compañía de desarrollo de software hoy cuenta con más de 90 colaboradores y, a futuro, planean desembarcos en otros países de la región. Hoy nos tomamos un café con Pablo Abbate, cofundador de Kenility en el SUM de Cardinales Nuevo Suquía, el emprendimiento de GNI.
 


Sole Huespe: ¿Qué es Kenility, Pablo? ¿Es una software factory? ¿O ya no se usa más ese concepto?
Pablo Abbate
: Se usa, pero no me gusta a mí el concepto de Software Factory. Creo que es un concepto un poco viejo que viene de cuando a las empresas les daban una especie de requerimientos que construir, como si fueran unos planos y las empresas los construían con especificaciones. A mí me gusta escaparme un poco de ese concepto porque nosotros nos consideramos más partners de nuestros clientes. Partners en el sentido de la dinámica de trabajo. Generalmente les digo a nuestros clientes, aunque no les suele gustar, que yo no quiero que me digan cómo quieren las cosas, sino qué necesitan de nosotros para tener diferentes opciones y proveer diferentes opciones de acuerdo a costos, escalabilidad, etc. Entonces es más una relación de ida y vuelta.

SH: Bien, entonces se definen como partners.
PA
: Partners tecnológicos.

SH: ¿Cómo nace la empresa? Contame la historia.
PA
: Yo soy ingeniero en Sistemas y hace unos 20 años que estoy en la industria. En el año 2014 me independicé y empecé a trabajar con modalidad freelance para diferentes clientes y en el año 2019 hablamos con Vane y le dije: “¿Por qué no aprovechamos la experiencia que yo tenía, con los contactos que tenía y demás?”. Conjuntamente  con los contactos de los chicos de developers acá en Argentina, porque Argentina tiene muchísimo potencial y a veces lo que notaba es que hay una barrera en animarse también a clientes grandes, de allí nace el objetivo de unir a estos clientes con los grandes recursos que tenemos acá en Argentina.

SH: ¿Están enfocados en alguna industria en particular?
PA
: No,en general como hacemos desarrollos a medida todo depende del negocio, o de la necesidades de los clientes. Sí tenemos especialidades en cuanto a tecnología, hay cosas que manejamos hace mucho y hay cosas que no manejamos tanto, entonces nos sentimos más cómodos trabajando en esas porque  podemos seguramente proveer diferentes opciones o alternativas en esas tecnologías que conocemos más. 

SH: ¿Qué significa Kenility?
PA
: Es una mezcla de 2 palabras: una palabra es ken (conocimiento) y la otra hability (habilidad), porque consideramos que son los dos remos fuertes en esta industria: el conocimiento y la habilidad.
 


SH: ¿Cuánta gente tienen trabajando en tu equipo? ¿Y a cuántos quieren llegar?
PA
: Vamos a cerrar este año con 100 colaboradores, ahora estamos en 90.

SH: ¿Dónde están físicamente? 
PA
: Muchos en Argentina, empezó fuerte en Córdoba y después se extendió a Buenos Aires, Mendoza, Santa Fe y ahora tenemos en Colombia, Perú, Bolivia, Paraguay  y Venezuela.

SH: ¿Cada uno en su casa trabajando? ¿O tienen un espacio físico?
PA
: Cada uno en su casa.

SH: ¿Y quieren cerrar el año me decías?
PA
: Vamos a cerrar este año con 100 colaboradores.

SH: ¿Desde Córdoba tienen planes de internacionalización? 
PA
: Sí, para el año que viene y esto fue uno de los eslogan de la fiesta que hicimos: que en el 2022 vamos a pisar fuerte en Estados Unidos. No solo a nivel comercial o de proyectos, sino que también queremos tener presencia física. Hay proyectos en Estados Unidos que por contratos, sobre todo las startups, requieren que no solo la empresa sea estadounidense, sino que también un porcentaje del staff lo sea. 

SH: ¿Y poder radicarse allí como compañía?
PA
: Para poder ayudar en esos proyectos, hay uno en particular que es de pronóstico de temperatura orientado a empresas, no para consumidor final. Y como estos proyectos están financiados por programas del gobierno, algunos de los términos y condiciones de estos programas implica que las empresas que desarrollan tienen que estar en Estados Unidos.

SH: Me interesa esto que me contaste es un proyecto ¿de....?
PA
: De pronóstico de temperatura.
 


SH: ¿De qué se trata?
PA
: Imaginate esto: uno abre el teléfono y le dice el pronóstico en Córdoba “Vamos a tener 15 grados de mínima y 25 de máxima” y te dice que ese va a ser el pronóstico de Córdoba, pero si uno tiene campo y tiene mil hectáreas las temperaturas mínimas y máximas cambian en todo el campo y quizá en alguna hectárea la temperatura sea 13 grados y en otra 17, por diferentes alturas, por diferentes posiciones, van variando.

SH: Te llevo a otro tema, ¿cómo es la mesa directiva de la empresa?, ¿cómo está conformada? ¿Vanesa es tu socia? 
PA
: Sí, somos nosotros dos los co-fundadores y los que dirigimos la empresa, cada uno con sus diferentes roles pero sí, ahora somos nosotros dos, hemos tenido conversaciones con potenciales inversores de EEUU, ellos también ven empresas en crecimiento y les interesa entrar en un estadio temprano, pero ahora, por ahora es solo una conversación.

SH: Si tuvieras que proyectar de acá a 5 años ¿cómo te ves con la empresa? 
PA
: Es una pregunta muy interesante, yo soy más del paso a paso, creo que cuando empezamos Kenility nunca hubiese dicho que en 2 años podríamos hacer todo esto, así que poner un número o un concepto es más limitarme que soñar; hasta ahora la realidad ha superado cualquier sueño que podría haber tenido cuando arrancamos.

SH: Pero, ¿te imaginas fuerte en Estados Unidos? ¿Fuerte en Argentina? ¿Te gustaría seguir en algún otro lugar?
PA
: Sí, fuerte en EEUU seguramente, creo que ahí es donde se mueve todo lo tecnológico y en donde se invierte mucho en tecnología y hemos estado evaluando además de Estados Unidos por cuestiones de desarrollo de negocio, lugares como Colombia, Perú y Uruguay a nivel empresa, pero siempre la parte comercial fuerte va a estar en Estados Unidos.

SH: Escuchamos por ahí que muchas empresas de afuera vienen y se llevan nuestros talentos porque están bien formados y además les pagan en dólares. ¿Es así? ¿es tan fácil? Venir, buscar un talento, llevárselo de su país, pagarle en dólares y que esa persona sea un fantasma para el fisco argentino, ¿es así? 
PA
: No sé si es tan fácil como se dice, creo que es más fácil que antes porque hay muchas herramientas que antes no estaban. Ahora es popular el tema de las criptos, hay muchas maneras de hacerlo porque la tecnología ha cambiado y la gente ha cambiado, las empresas han cambiado, pero yo no diría que es fácil. Creo que Argentina, metiéndome un poquito en cuestiones políticas, no está haciendo un buen trabajo para cuidar eso. Por ejemplo, los otros días leía que en Uruguay, empresas como las nuestras pagarían cero costo por programas de fomento y acá, no solo que no es así, sino que tiene muchas trabas; entonces no sé si es más fácil que antes pero sí sé que Argentina no ayuda a que esto no suceda.
 

Dejá tu Comentario: (máximo 1000 caracteres)

Comentarios: