Confirmado: se olvidaron de tipificar la basura electrónica

Monitores, CPU, celulares, impresoras (entre otros artefactos) una vez que son descartados son conocidos como RAEE (Residuos de Aparatos Eléctricos y Electrónicos). Sin embargo, estas toneladas de basura (presente y futura) brillan por su ausencia en el nuevo pliego licitatorio para la concesión del servicio de limpieza de la ciudad.
“Como no están contemplados específicamente, entran dentro de lo que llamamos residuos de gran volumen, como las heladeras”, declara la edil Laura Ortiz quien preside la comisión que analiza el pliego en cuestión, pero que sin duda no sopesa correctamente el tema. Una simple búsqueda en Google le ayudaría a darse cuenta de la magnitud del problema que enfrentamos.
Como advierte Luis Neyra, los RAEE son muy contaminantes y por eso propone firmar un convenio entre el municipio y la UNC para que sean acopiados en un lugar determinado y luego sean transportados a Buenos Aires. “Allí una empresa los procesa y exporta a Suiza lo que se puede rescatar”.