Con precios aéreos muy baratos, las agencias volvieron a vender viajes

En las últimas semanas, se reactivaron las ventas, gracias a tentadores tarifas de pasajes, especialmente a Miami y Río de Janeiro, para viajar en diciembre. Pero el mercado aún está un 90% por debajo que hace un año.

Image description

De a poco, los argentinos se animan a volver a planificar viajes. Las principales agencias del país comenzaron, desde fines de abril pero, sobre todo, en las dos últimas semanas de mayo, a registrar nuevamente ventas, que hasta ese momento estaban totalmente frenadas.

Promociones de pasajes aéreos tentadores a destinos como Miami y Río de Janeiro y la "necesidad" de tener un viaje en el horizonte para muchos, en épocas de encierro, están incentivando las compras; incluso algunos se animan a comprar pasajes a destinos que, por estos días, están muy complicados por el alto número de contagios de coronavirus. De hecho, Miami, Río de Janeiro y, más atrás, Madrid, figuran entre los destinos del exterior más comprados, en virtud de promociones puntuales de pasajes.

Semana a semana, las ventas crecen de 20% a 30% contra los siete días previos; pero el nivel es aún muy bajo. Según datos del sector, hoy venden entre 90% y 95% menos que un año atrás. Sin embargo, ya vender es alentador, en un sector muy golpeado, que desde mediados de marzo estuvo centrado en repatriar clientes varados y asistir a quienes tenían contratados viajes, con ventas nulas, según admitieron desde Almundo, Despegar y Avantrip (Bibam).

Las agencias recibieron un alza de 200% (Despegar) a 1000% (Almundo) en las consultas desde la cuarentena, de quienes habían contratado viajes o estaban en destino y debían regresar. Muchas decidieron entonces dejar de vender, ante la incertidumbre y el alto costo de tener, luego, que reprogramar las compras. Los números fueron negativos, ya que debían devolver el dinero de viajes o reprogramar, sin ventas.

Ahora, la mayoría volvió a promocionar viajes y, algunas, también ofrecen el pago en 3 y 12 cuotas, con o sin interés, según el banco y la tarjeta. "La venta está arrancando muy lentamente; recién hace una semana volvimos a promocionar ofertas. Hasta ahora, nos centramos en atender a clientes varados en el exterior y reprogramar los viajes de 80.000 clientes, reforzando la atención al público. Una de las enseñanzas que deja el covid-19 es que hay que disfrutar mientras se pueda; el viaje es una forma de disfrute. Por eso, de a poco, se vende de nuevo", explicó Francisco Vigo, director general de Almundo en Argentina.

Paula Cristi, gerente general de Despegar para Argentina y Uruguay, comentó que, "en la primera quincena de mayo, las búsquedas de viajes crecieron 30% frente a la misma quincena de abril. Las ventas habían caído a niveles mínimos, pero en mayo notamos que se vuelven a comprar pasajes, sobre todo, para octubre y noviembre". Entre los destinos nacionales, Cristi precisó que las búsquedas se centran en Bariloche, Ushuaia, Calafate, Iguazú y Salta; entre los internacionales, Miami, Nueva York, Río de Janeiro, Cancún y Los Ángeles.

Desde Avantrip, comentaron que la venta comenzó lentamente la última semana de abril, pero, sobre todo, se notó hace 10 días, por las tarifas atractivas lanzadas por aéreas. "Hubo una tarifa muy baja a Miami, a u$s 300, y aumentó la demanda, que prácticamente era nula. También se reactivaron las ventas a Río de Janeiro, con tarifas de u$s 210. La mayoría compró para fines de diciembre, para las Fiestas, o para volar entre diciembre y marzo. Pero sobre todo pasajes, no tanto hoteles y paquetes", comentó Joaquín Pérez Aguirre, gerente de Retail de Avantrip.

Entre fines de marzo, abril y lo que va de mayo, las agencias tuvieron que atender a miles de argentinos que tenían previsto viajar en estos meses. Según la agencia, sólo entre el 5% y el 17 pidió el reembolso de lo pagado. En su mayoría, optaron por reprogramar, dejar abierto el viaje o, en algunas como Almundo y Avantrip, también por vouchers en dólares. En el primer caso, la mayoría reprogramó para viajar hacia fin de año o, incluso, hasta marzo. Si lo dejan abierto, deben definir una nueva fecha antes de noviembre o diciembre, según la aérea contratada. Y, en tercer lugar, la opción del voucher les sirve para comprar luego, asegurándose un valor en dólares, cualquier viaje en la agencia; lo eligen sobre todo quienes quieren cambiar el destino contratado por otro más cercano o menos afectado por contagios.

Antes de la pandemia, el negocio de agencias caída fuerte desde 2018, tras las grandes devaluaciones de ese año y 2019, que alejó a muchos argentinos de la posibilidad de viajar al exterior y, a otros, los hizo cambiar por destinos más cercanos. Entre 2017 y 2019, la facturación en dólares (por pasajes emitidos en el país) cayó 42% (-24% interanual en 2019 y  -23% en 2018).

Antes del coronavirus, este año, había empezado con una nueva baja de 30%, por el costo del dólar y el impuesto PAÍS, de 30%, fijado en diciembre para gastos en moneda extranjera, lo que alejó aún más la posibilidad de viajar fuera del país.

El mercado cerró 2019 con una baja de 52% contra 2015, último año récord. Pero ese magro registro será seguramente superado por 2020, que será, sin dudas, el más bajo en muchos años.

Dejá tu Comentario: (máximo 1000 caracteres)

Comentarios: