Ganancias y Bienes Personales: tensión entre AFIP y contadores por la falta de prórroga en la presentación de las DDJJ

Luego de un duro comunicado del organismo, que criticó la decisión judicial que suspendió la presentación de las DDJJ de los dos impuestos, los tributaristas consideraron que la entidad debería tener una postura más flexible.

Image description

La tensión entre los contadores y la AFIP por los vencimientos para presentar las declaraciones juradas de Ganancias, Bienes Personales e Impuesto Cedular, período que comenzó este jueves, sigue escalando luego del duro comunicado que emitió este jueves la entidad a cargo de Mercedes Marcó del Pont, en el cual se criticó la decisión de la Justicia de dejar sin efecto las fechas actualmente establecidas.

Ante la medida tomada por la jueza federal Macarena Marra Giménez, quién respondió al reclamo del Consejo Profesional de Ciencias Económicas de la Ciudad de Buenos Aires al suspender las fechas de pago y presentación de las declaraciones juradas de Ganancias y Bienes Personales ante la AFIP, el organismo aclaró este jueves que la decisión solo aplica a los profesionales matriculados en el Consejo de CABA.

Tensión entre AFIP y los contadores: las causas del conflicto

Según informaron desde el organismo, el amparo "sólo alcanza a sus propias declaraciones juradas y cuando dichos profesionales intervengan como representantes de clientes que les hayan delegado formalmente el acceso a los servicios de la AFIP".

Además, al entidad apuntó contra la jueza con una dura crítica en la que tildó a la medida de "lamentable" y contraria a "los procedimientos previstos en la ley". "Es una medida interina que pretende lesionar la capacidad del Estado para recaudar impuestos", remarcaron.

En este marco, mientras que los contadores de CABA están intentando adecuarse a lo establecido por AFIP, entidad que remarcó que "verificará el correcto uso de las claves fiscales"; los tributaristas del resto del país continúan exigiendo una prórroga en la presentación de las declaraciones juradas.

Los profesionales reclaman que la AFIP cumpla con el plazo de 60 días desde la puesta a disposición y el correcto funcionamiento de los aplicativos hasta la entrega de los documentos, lo que debería ser el próximo 12 de julio ya que el fisco se demoró en publicarlos.

En respuesta al reclamo del Consejo porteño la jueza Marra Giménez estableció esta suspensión temporaria, sin embargo, su interpretación quedó relativamente abierta al no aclarar si la medida aplicaba a todo el país o no. Ante esto, la AFIP publicó este jueves una aclaración respecto a la cautelar, indicando que esta sólo aplica a los profesionales de CABA.

La respuesta de los tributistas

Aunque los tributaristas coinciden con la interpretación de AFIP sobre la aplicación de la medida de la Justicia tan solo en la CABA, esperan un acto de buena fe de la entidad al extender las fechas de vencimiento.

"La jueza establece en esta medida la suspensión de los plazos pero no aclara si se suspenden a nivel general o únicamente en tono a la presentación por el Consejo de CABA para los profesionales del mismo", explica al respecto Sergio Biller, especialista de Gonzalez Fischer & Asociados.

En este sentido, Biller remarcó que "gran parte de la doctrina interpreta que es únicamente para los profesionales en CABA", lo mismo que indicó AFIP. Por su parte, el tributarista Sebastián Domínguez también concuerda con su par y agrega que, indirectamente, la medida también aplica a los clientes de los contadores, a lo que aclara que "no importa en que jurisdicción estén estos".

Sin embargo, "la esperanza de los contadores estaba en que la AFIP hubiese prorrogado el vencimiento para todos, sin segmentar para CABA o no", subrayó Biller.

Para no caer en esta segmentación, que también será más trabajosa para la AFIP ya que el organismo deberá verificar el uso correcto de las claves fiscales en CABA, "hubiera estado bueno o mejor que la Federación Argentina de Consejos Profesionales de Ciencias Económicas (Facpce) presentara la acción colectiva en representación de todos los consejos del país, que abarque a todos los profesionales".

Así, continúa la tensión entre los contadores y el organismo a cargo de Marcó del Pont en busca de una prórroga para todo el país hasta, al menos, mediados de julio, es decir, 60 días después de la puesta a disposición por parte de AFIP de los aplicativos.

"No estoy de acuerdo con el ataque a la jueza, en echarle la culpa a ella", criticó Dominguez sobre el comunicado que tildó de "lamentable" la decisión de Marra Giménez.

Y, respecto al origen principal del problema, criticó que fue la AFIP quién "no puso a disposición los aplicativos en tiempo y forma", ya que estos se presentaron tarde, dando menos tiempo a los contadores para trabajar: "Muchas veces los contadores tienen que trabajar sábados, domingos, feriados, de madrugada, con lo cual no es un buen parámetro", agregó.

"Lamentablemente hoy estamos trabajando en una nebulosa, en un limbo, en un sentido en el que no sabemos qué hacer", sumó con preocupación Biller. "La AFIP tiene una postura inflexible e irracional, no quieren dar el brazo a torcer", se quejó a su vez Domínguez.

¿Por qué la AFIP no prorroga? El verdadero impacto de la recaudación

La gran pregunta de este dilema es por qué la AFIP no prorroga hasta mediados de julio la fecha de vencimiento de las declaraciones juradas de Ganancias y Bienes Personales, solucionando así los acotados tiempos de los contadores y ahorrándose ellos mismos un problema de fiscalización de claves fiscales para los profesionales matriculados en CABA y sus clientes.

Según Biller, la decisión de mantener los vencimientos pese al reclamo de los contadores se debe a que "la AFIP está con bastantes problemas internos, cambios en Aduana, en la parte del personal, inclusive con ruido político interno".

El especialista explica que la interna política oficialista que hoy enfrenta al presidente Alberto Fernández con la vicepresidenta Cristina Kirchner afecta el funcionamiento del fisco y el puesto de su directora, Mercedes Marcó del Pont, el cual -según Biller-  "también está titubeando un poco".

Así, "el mismo contexto político" puede explicar esta "respuesta tan negativa y fuerte" de parte de la AFIP, la cual criticó que la medida de la jueza "pretende lesionar la capacidad del Estado para recaudar impuestos" y afecta la coparticipación.

Sin embargo, según ambos especialistas, la recaudación no se vería especialmente afectada ya que la prórroga sólo atrasaría un mes los desembolsos y, además, los contribuyentes vienen pagando tanto Ganancias como Bienes Personales de forma anticipada durante meses anteriores.
 


Tal como explicó Biller, "este año quedarían saldos a pagar o a favor, que encima se pueden pagar en un plan de pagos de cuatro cuotas, entonces el costo de oportunidad que se estaría perdiendo el Estado es de un 25% del total", el cual AFIP recibiría tan solo un mes más tarde.

"El problema de la recaudación que pase de un mes al otro no es de los contadores, ni de la jueza, sino de la AFIP que no puso a disposición los aplicativos con el tiempo suficiente y necesario", concluyó Domínguez, reforzando la mayor crítica de los contadores que reclaman una prórroga urgente.

Dejá tu Comentario: (máximo 1000 caracteres)

Comentarios: