La inflación mayorista se desaceleró en junio y fue 1,7%, la más baja desde enero

En el año acumula una suba de 20,7% y, en la comparación con igual mes de 2018, alcanzó el 60,8%. En mayo había marcado un 4,9%. Enero, el período más bajo anterior, había sido de 0,6%

Image description

La estabilidad cambiaria tuvo su impacto en los precios mayoristas: el índice que elabora el Indec para este indicador (el IPIM) arrojó un 1,7% en junio, la menor variación desde enero.

Esta desaceleración en el registro de los precios mayoristas se dio "como consecuencia de la suba de 1,9% en los productos nacionales y de la caída de 1,1% en los productos importados", detalló hoy el instituto de estadísticas."Debido al estrecho vínculo de este índice con el tipo de cambio, la mejora que se observa evidencia la calma cambiaria que comenzó hace tres meses y que repercute en el nivel de precios, el cual empieza a desacelerar", identificaron en la consultora LCG.

No obstante, en lo que va del año acumula un incremento d e 20,7% y, en la comparación con igual mes de 2018 el alza alcanza el 60,8%. Es decir que los precios mayoristas aún se ubican 5 puntos porcentuales por arriba del IPC, que en el registro interanual a junio dio 55,8%.  "Las magnitudes interanuales siguen en niveles muy altos. Sin embargo, en junio se observa la menor variación anual en lo que va de 2019 y esperamos que durante los meses siguientes el índice continúe desacelerando (en la medida que no haya eventos disruptivos del tipo de cambio ni movimientos fuertes en los precios internacionales que impacten en los precios que releva el índice)", pronosticaron en LCG.

El IPIM de junio de 1,7% es una señal positiva para los precios, luego de que ayer se conoció que el IPC marcó en el sexto mes un 2,7%.

El dato de inflación mayorista de junio es el más bajo desde enero: en ese mes había marcado 0,6%. Tras ese guarismo, trepó a 3,4% en febrero; 4,1% en marzo; 4,6% en abril; y 4,9% en mayo. "Desde febrero el índice mayorista venía acelerándose, y comprometía asimismo al IPC que también se mantiene en niveles altos. Sin embargo, esta fuerte desaceleración de junio permite confirmar la tendencia a la caída en el aumento de precios y sostener la desaceleración que también se observa en el índice de precios minoristas", reconocieron en LCG. En ese sentido, señalaron que "la evolución de ambos sigue dependiendo de que funcione el ancla cambiaria y de que se mantengan alineadas las expectativas de los agentes al respecto".

Dejá tu Comentario: (máximo 1000 caracteres)

Comentarios: