¿Cuándo empezaremos a reciclar la basura?

En muchas ciudades del mundo la tienen clara: un buen tratamiento de la basura genera ingresos suficientes para mantener el sistema de reciclado… y mucho más.
Hagamos esta cuenta: en total, Cliba recolecta entre 800 y 900 toneladas de basura por día que no es reciclada (de acuerdo a los pliegos de contratación de 1997). Y se estima que de ese total podrían reciclarse unas 400 toneladas (entre papel, vidrio, plástico y cartón).
En la Cooperativa de Villa Unión por ejemplo, cada cartonero recibe 40 centavos por kilo de cartón o plástico. Si los cálculos no nos fallan y trasladamos esto a la ciudad sería algo así como $160 mil diarios y ¡casi 4 millones mensuales! (tomando este precio “mayorista” y unos 22 días hábiles al mes).
Claro que todos estos números “muy bonitos” no sirven de nada si no nos enseñan (y disciplinan) antes a separar la basura. “No se puede invertir en una planta de reciclaje si no hay separación en origen”, explican desde Cliba.
¿Con el nuevo pliego para licitar el servicio empezaremos a hablar de este tema?