Mega Döner, porque no todo es lomito, pizza, empanadas y hamburguesa

Nuri Kovanci es un alemán que en el 2001 vino de intercambio estudiantil a Córdoba. Tanto le gustó la Docta que juró volver para quedarse. Con esa convicción, en el 2006 desempacó maletas y abrió el primer Mega Döner en Ituzaingó 528, una marca de fast food que poco tiene que ver con las hamburguesas o empanadas.
Su core bussines pasa por los Döner Kebap, un plato típico de la cocina turco-alemana (carne asada condimentada en pan turco y con variedad de ensaladas y salsas) que vende a $ 14 en promedio cada menú. “Cuando era estudiante, había sólo pizzas o empanadas, no había alternativa. Quise ampliar las opciones y se me ocurrió sumar el Mega Döner al menú cordobés”, dice Nuri.
A fin de mes -y en menos de dos años- inaugura el tercer local de la marca (la segunda franquicia) en Colón 636 (al lado de Il Gatto de Colón y Cañada) y en octubre desembarca en Mendoza.
“Córdoba todavía tiene potencial para seguir expandiéndonos, luego de eso voy a hacer foco en el resto del país para después saltar a Latinoamérica. Ya tengo una oferta concreta de México que estoy analizando”, remata.