Dicen que el ácido hailurónico no sirve para “eso”.

En la prensa española se anda agitando una “cirugía sin cirugía” para agrandar los pechos (femeninos, claro... ver aquí). Concretamente les proponen a las mujeres aumentar el tamaño de sus pechos inyectándoles solamente ácido hialurónico. “Es una burrada total”, se sincera Raúl Nahas y explica: “Antes que nada, la glándula mamaria es un tejido muy particular y ese ácido puede llegar a interferir. Por otra parte, en la Argentina una jeringa cuesta U$S 250 y para dos senos se necesitan 600 ml promedio”. Con esos números sigue conviniendo pasar por el quirófano, ¿no?